martes, agosto 16, 2022
InicioNacionalPara febrero, el descenso de Ómicron en México, según especialistas

Para febrero, el descenso de Ómicron en México, según especialistas

Proyecciones matemáticas de especialistas señalan que, a pesar de la ola de contagios que se registra por Ómicron, en el segundo trimestre de 2022, México podría terminar con la etapa de emergencia sanitaria.

De esta manera, en nuestro país, se pasaría de la etapa pandémica a la endémica de COVID-19; es decir, un proceso patológico que se mantiene de manera estacionaria entre la población durante un periodo prolongado.

Los contagios continuarán lo que resta de enero y seguirán en febrero; sin embargo, tras el pico de la ola, bajará el ritmo de personas infectadas y comenzarán a disminuir los casos, para que, en marzo, se registre la meseta que estabilice el ritmo de contagio.

Jorge Velasco Hernández, investigador del Instituto de Matemáticas de la Unidad Juriquilla de la UNAM, estimó que la transmisión del COVID-19 continuará hasta mediados de febrero, impulsado por la nueva cepa.

El excomisionado Especial para la Atención de la Influenza, Alejandro Macías, señaló en su cuenta de Twitter que el ascenso de Ómicron es de un mes y el descenso tarda otros 30 días, por lo que esto ocurrirá en febrero; para marzo estima la meseta y, durante  el segundo trimestre de 2022, a partir de abril, México entraría en endemia.

Las autoridades de Salud, han manifestado que, pese al incremento de los contagios, el virus de SARS-CoV-2,
en sus diversas variantes, ya no es tan agresivo ni provoca mayor letalidad debido al avance de la vacunación en nuestro país.

De hecho, el Lineamiento Estandarizado para la Vigilancia Epidemiológica, redujo las restricciones para atender el contagio, como los periodos de aislamiento, que disminuyeron a siete días en personas con casos confirmados o sospechosos leves que no requieran hospitalización.

Al inicio de la pandemia, el periodo recomendado para cortar las cadenas de contagio era de 14 días, luego disminuyó a 10 días en diversos países, conforme aumentaba la evidencia científica sobre el coronavirus.

El documento señala que los casos que cumplan con la definición de Infección Respiratoria Aguda Grave (IRAG) deberán de ser referidos a una unidad hospitalaria de segundo o tercer nivel de atención para su manejo. 

Con información de El Heraldo

- Advertisment -

Más Leidas

Últimos Comentarios